29 de abril de 2015

Flores de alambre y esmalte de uñas.




Si no tienes todos los materiales que aparecen en la foto no te preocupes: Puedes cambiar el alicate de corte por una tijera al ser el alambre tan fino. Además tu molde puede ser cualquier utensilio que tengas en casa siempre que sea circular como por ejemplo un boli. No te recomiendo que sea muy grande porque los pétalos quedarán muy grandes y serán más difíciles de rellenar con el esmalte de uñas. Por último el alicate plano lo puedes cambiar por tus manos y la silicona caliente por cualquier tipo de pegamento fuerte que tengas por casa.
Lo importante es reciclar y no gastar dinero.


En primer lugar coge tu molde para ayudarte a darle la forma a los pétalos.

El proceso es sencillo: coloca la parte media del alambre en el molde y dale una forma circular enrollándolo en éste. Para conseguir que el pétalo no pierda la forma gira hacia dentro el boli al menos dos veces para crear un trenzado como se observa en la foto número 1.

Haz este paso de cuatro a cinco veces, según cuántos pétalos quieras que tenga tu flor.


En la siguiente foto puedes observar el proceso de forma más detallada del proceso empezando por la derecha y terminando por la izquierda.


Observarás que los dos cabos finales quedan separados. Para darles forma y convertirlos en el tallo de la flor (como aparece en la foto 3) solo tienes que cogerlos con el alicate plano y enrollarlos creándose así un trenzado. Para que te sea mas fácil coloca las manos como aparecen en la foto número 4.


Por último aplicamos el esmalte de uñas. Debe ser espeso pues si es muy líquido costará más trabajo rellenar el petalo. Debes colocar la brocha de forma horizontal al alambre. Con la brocha plana y con mucha cantidad de producto pósala en el alambre y muy despacio deslízala hasta el otro extremo del pétalo. Debe quedar una capa fina y semi transparente. Agarrándola por el cabo de la flor muévela despacio para que el producto se esparza y quede uniforme. Dara a la flor un acabado más bonito.
Déjalo secar pinchándolo en un trozo de plastilina, una goma...


Para darle un toque final puedes añadirle una cuenta en el centro de la flor. Solo tienes que aplicar una gota de silicona caliente (puedes hacerlo con otro tipo de pegamento fuerte si no tienes silicona) y pegar la cuenta.



Et voilà! C´est fini!


No hay comentarios:

Publicar un comentario